[Jugando a…] Golden Axe Warrior

Título
Golden Axe Warrior
Plataforma
Master System
Desarrolladora
Sega
Publicado por
Sega
Género
Aventura, Action RPG
Año
1991

Tras el éxito de The Legend of Zelda para NES en 1986, en SEGA debieron pensar que ellos también necesitaban algo parecido, de manera que en 1991 lanzaron para Master System Golden Axe Warrior, un juego de aventuras ambientado en el mundo de su famosísimo beat’ em up.

Golden Axe Warrior es, desde el primer minuto, un clon descarado de Zelda. No quisieron ser originales, solo intentaron hacer un Zelda para Master System y que el juego en sí, valiese la pena y en ese aspecto yo no tengo ninguna queja. Además, debido al tiempo transcurrido entre el Zelda de NES y este juego podemos ver algunas mejoras concretas, como que ciertas mecánicas del juego de NES estén presentes, pero algo mejoradas.

También es obvio desde el primer minuto que el apartado gráfico, pese a ser tremendamente similar a Zelda en todo, está mucho más elaborado, alejándose del estilo gráfico de “diseños pixelados sin reborde” del primer Zelda y sacando bastante beneficio a la paleta de colores de Master System.

The Legend of Zelda y Golden Axe Warrior

La historia de este juego nos cuenta que el malvado Death Adder (el principal antagonista de Golden Axe) ha arrasado con todo y se ha autoproclamado señor de esa tierra. Nuestro personaje es un joven guerrero que decidirá enfrentarse a él y traer de nuevo la paz al mundo. Lamentablemente para él, Death Adder es tremendamente poderoso, de manera que tendrá que buscar primero los 9 cristales mágicos (cada uno escondido en una mazmorra) y conseguir el arma Golden Axe, que dicen que es la única que puede matar a Death Adder, para poder tener una oportunidad de enfrentarse a él.

Así pues, el objetivo de este juego es superar las nueve primeras mazmorras para poder acceder a la décima, donde se encuentra Death Adder y conseguir la Golden Axe para poder matarlo. Cada mazmorra estará repleta de enemigos y contará con algunos puzles (bastante sencillos, la verdad) para tratar de evitar que lleguemos a los enormes jefes de la mazmorra, que en cuanto sean derrotados nos permitirán acceder al cristal (y de paso aumentaremos 1 corazón nuestra vida).

Entrando en la primera mazmorra

La estructura del juego es parcialmente libre, podemos movernos por donde queramos, incluso podemos encontrar algunas mazmorras sin haber completado la anterior, pero en la gran mayoría de los casos no podremos acceder a ella (o completarla) sin haber conseguido los objetos necesarios.

Esos objetos se encuentran generalmente en las propias mazmorras, pero hay algunos que podemos conseguir rebuscando por el mapa principal, de manera que tendremos que ir cortando árboles y usando las magias para romper piedras con la esperanza de encontrar una escalera que nos lleve a la casa de algún anciano que nos regale algo (un corazón, una armadura mejor…). Algunas de estas escaleras aparecen automáticamente si completamos ciertos requisitos, como matar a todos los enemigos de la pantalla.

Hemos encontrado una escalera oculta

Como podéis ver, la manera de avanzar en el juego y aumentar nuestros objetos también se mantiene intacta con respecto a The Legend of Zelda. Este alarde de mímica llega al punto que incluso han decidido incluir a los ancianos que nos quitaban dinero. ¡Con lo que fastidia pensar que te van a dar algo y te quiten tu dinero!

Los protagonistas del Golden Axe original (Gilius el enano, Ax Battler el bárbaro y Tyris Flare la amazona) también están escondidos por el juego y tendremos que encontrarlos para que estos nos enseñen las magias del trueno, la tierra y el fuego. También existe una cuarta magia (la del agua) que está oculta de manera más críptica en una pequeña isla y que nos la entregará una persona que parece conocer la historia de nuestro protagonista mejor que nosotros mismos.

Charlando con Gilius

La magia del trueno nos permitirá lanzar rayos de energía, la de tierra nos permitirá romper algunas rocas y atontar enemigos, la de fuego golpeará a todos los enemigos de la pantalla y la de agua nos permitirá recuperar vida. Al principio del juego el uso de magias es muy limitado debido a que tenemos pocas jarras de magia disponibles, pero conforme avancemos en el juego el número irá aumentando (sobre todo si exploramos el mapeado ya que también hay viejos que nos regalan botes de magia).

Cuando empezamos el juego solo tenemos una armadura básica, una escudo pequeño y una espada corta, con eso nos tiene que bastar para conseguir superar la primera mazmorra, donde conseguiremos el hacha, que nos permitirá cortar árboles y nos dará cierta ventaja a la hora de golpear a los enemigos.

En total podremos usar 3 armaduras diferentes

Teniendo en cuenta que las espadas y las hachas son las dos armas principales del juego, cada una tiene sus ventajas e inconvenientes. Cuando atacamos con cualquiera de las espadas veremos que el ataque es hacia adelante y descentrado, de manera nos deja bastante desprotegidos, dando el caso de que en muchas ocasiones recibamos daño al mismo tiempo que el rival. Por su parte el hacha golpea haciendo un movimiento semicircular, desde un lado hacia adelante, permitiendo así atacar a un enemigo que esté a nuestro lado y evitando que recibamos más daño del necesario. El problema de esto es que la espada la vamos mejorando durante el juego, de manera que el hacha quedará obsoleta (en cuanto a fuerza) muy pronto, así que toca elegir entre golpear con un arma fuerte pero poco fiable o con una floja pero muy fiable.

Atacar directamente es bastante arriesgado

Aunque lo cierto es que el problema a la hora de atacar no solo depende del arma, sino también del movimiento de nuestro personaje, que es tremendamente brusco y en la mayoría de los casos nos llevará a chocar directamente contra los enemigos. Al principio del juego (cuando tenemos poca vida y poca defensa) cualquier fallo de estos puede llevarnos a la pantalla de Game Over, por lo que tendremos que armarnos de paciencia. Debido a que los enemigos pueden quitarnos mucha vida, veremos que a veces es mejor huir que atacar (algo que además de ser penoso, evitará que consigamos suficiente dinero para comprar cosas). Pero hay que tener en cuenta que cada vez que nos matan, reaparecemos solo con 3 corazones y nos quitan parte de nuestro dinero.

El desierto es laberíntico

La dificultad de moverse y atacar sin recibir daño choca con otro problema que descubrí jugando: Dentro de las mazmorras, si nos quedamos en la puerta de las habitaciones, la mayoría de ataques enemigos no nos pueden alcanzar. Esto que podría ser una ventaja táctica para sobrevivir, se convierte en un tremendo fallo cuando descubrimos que algunos de los jefes de las mazmorras pueden matarse sin movernos de la puerta, ya que sus ataques no nos harán daño aunque estén pegados a nosotros. Lamentablemente, entre los jefes que podemos matar sin movernos del sitio está el enemigo final, convirtiéndolo en uno de los jefes finales más fáciles de la historia.

Si no nos movemos de la puerta, no nos pueden dañar

Mientras nos movemos por el mapeado iremos descubriendo poblados, donde las buenas gentes del lugar nos contarán más o menos, como está la situación del mundo y, en algunos casos, nos darán pistas muy útiles sobre cómo encontrar algunos secretos del juego. En esos poblados también podremos comprar, descansar y grabar partida, aunque poco a poco veremos que las mejores tiendas (con mejores precios) están ocultas por el juego.

Conforme vayamos avanzando el juego encontraremos mejores escudos (rebotarán los disparos enemigos); mejores armaduras (reducirán el daño); y mejores armas. Pero también encontraremos objetos que nos permitirán explorar con más libertad, como la cuerda (para trepar montañas), la canoa (para pasar zonas estrechas de agua), e incluso el barco (para navegar libremente por el mar). Esto hará que el mapeado disponible sea el doble de grande de lo que parece de primeras.

En los poblados podremos descansar y obtener información

Golden Axe Warrior es un juego que se puede considerar (al menos en lo jugable) un Zelda al 100% y de hecho creo que mucha gente verá en él un Zelda II más que en el auténtico juego de NES. Es cierto que tiene algunos problemas que pueden afectar a la jugabilidad, pero todo lo que tiene de bueno lo compensa sobradamente.

Quizás a los fans de la saga Golden Axe les llame la atención por el mundo en el cual se ubica, pero los fans de la saga Zelda lo disfrutarán muchísimo, ya que prácticamente es como jugar a un Zelda completamente nuevo, pero con las mecánicas del primero de todos.