Nombre: Inspector Mortenson

Primera aparición: Oceania Boulevard (2013)

Creador: Marco Galli

Hoy voy a hablar del inspector de policía Mortenson, un personaje creado por el artista italiano Marco Galli, que protagoniza una historia que podríamos considerar de cine negro, aunque esté aderezada por muchas situaciones extrañas y un tanto extravagantes que le dan un toque personal al cómic.

Mortenson acompaña al lector durante toda la historia, de manera que me pareció mucho más interesante hablar de él, que del cómic que protagoniza: Oceania Boulevard.

La deprimente vida del inspector

Mortenson es un veterano inspector de policía de pelo canoso, fino bigote y aspecto un tanto desgarbado. Pese a llevar años en su puesto no suele ser respetado por sus compañeros, los cuales le miran con superioridad por motivos tan absurdos como que él no tiene carnet de conducir (suele desplazarse en transporte público) o que es introvertido y no suele participar en sus conversaciones estúpidas. En cualquier caso el desprecio es mutuo, pues Mortenson considera que sus compañeros son unos gañanes estúpidos contentos de serlo, pero debido a su actitud pasiva, nunca suelen haber enfrentamientos entre ellos.

La relación entre Mortenson y sus compañeros deja bastante que desear

Mortenson es un hombre sensible y la depresión vive con él desde hace muchos años, pese a estar consultando a un especialista y tomar medicación, no parece que su vida vaya a abandonar el tono gris que suele tener y que en nada ayuda a mejorar la actitud de este pesimista personaje, cuyo único refugio parece ser la música.

Mortenson escucha música constantemente para evadirse de su triste vida

Pérdida de cordura

Pese a ser reacio a buscar enfrentamiento y preferir siempre ignorar las provocaciones, Mortenson se descubrió a si mismo enfrentándose ante el sistema para el cual había trabajado, con tal de descubrir la verdad sobre el suicidio de un famoso artista.

Por algún motivo, sus superiores le dijeron que no metiese mucho las narices en el asunto, que había gente de gran influencia relacionada con el caso. Además, los socios y colaboradores del fallecido tampoco parecían muy dispuestos a colaborar en la investigación, unos por saber demasiado y otros por no saber nada.

Mortenson se cruzará con multitud de personajes de todo tipo

Todos quieren que Mortenson haga exactamente lo que se le dice y eso despierta el orgullo y el olfato de sabueso de este veterano inspector, que además de sufrir una fuerte atracción por una de las testigos, decide seguir su instinto (y las pistas que le dan sus alucinaciones) para pedir favores desagradables e incluso saltarse la ley, con tal de resolver el caso. Todo ello provoca que la gris vida de este personaje de un completo giro y provoque que el personaje cometa acciones que jamás habría pensado en  hacer, motivado por resolver el caso y demostrar su valía.

Conclusión y Recomendaciones

Mortenson es un personaje un tanto extraño (aunque muchísimo menos que el resto de personajes con los cuales comparte cómic). Su carácter dócil y tímido contrasta con su decisión a la hora de encontrar la verdad y sus extraños recursos a la hora de rastrearla. Su aislamiento voluntario del mundo que le rodea y su particular debilidad mental hacen que el personaje sea bastante agradable, aunque también provocan un cambio notable en el mismo haciendo que llegue a entrar en un tono demente.

Mortenson fantaseando

Este personaje protagoniza Oceania Boulevard de Marco Galli, un cómic extremadamente extraño que incluso puede resultar desagradable para más de uno, pero que seguro, no dejará indiferente a nadie.

Portada de Oceania Boulevard
Mortenson tendrá extraños sueños que le ayudaran a resolver el caso